Tratamiento Tributario de los Intereses en Suspenso – Tributación Bancaria

Cusco Perú 2013
Cusco Perú 2013

Bloque jurisprudencial del Tribunal Fiscal ya se ha pronunciado en torno al tratamiento tributario aplicable a los intereses en suspenso antes de la vigencia del Decreto Legislativo N° 979

Los intereses y comisiones que se registran en las cuentas contables  “intereses en suspenso” y en “cobranza judicial”, son los provenientes de créditos concedidos en situación de vencidos que, al constituir un rendimiento por la colocación de capitales, en este caso de una entidad financiera, se encuentran gravados con el Impuesto a la Renta de tercera categoría en la medida que se van produciendo.

La controversia relativa al reconocimiento de los ingresos y colocaciones en suspenso para las entidades financieras y bancarias ya ha sido abordada y resulta por las Salas 1, 3, 4 y 10 existiendo un bloque jurisprudencial que ya ha fundamentado en forma suficiente que la imputación de estos ingresos debe atender a su devengo. En el siguiente cuadro se detalla claramente el tratamiento tributario aplicable a la imputación de este tipo de ingresos, antes y a partir del 01 de enero del 2008, de acuerdo a los pronunciamientos de fondo de los Vocales del Tribunal Fiscal:

 

¿Cómo se reconocen los intereses y colocaciones en suspenso?

 Autor: Alan Emilio Matos Barzola

Especialista en Derecho Tributario y en Normas Internacionales de Información Financiera

Criterio aplicable ANTES del 01 de enero del 2008

Criterio aplicable desde el 01 de enero del 2008

Resolución del Tribunal Fiscal que resuelve esta controversia

 

Vocales Firmantes

Criterio de lo devengado

Criterio de lo percibido

 

07942-4-2008

Flores Talavera, Márquez Pacheco, Zúñiga Dulanto

012193-3-2009

Casalino Mannarelli, Huertas Lizarzaburu

019170-1-2011

Zúñiga Dulanto, Barrantes Takata

019712-10-2011

Moreano Valdivia, Amico De Las Casas, Sarmiento Díaz

06418-3-2013

Casalino Mannarelli

Queuña Díaz

De Pomar Shirota

Conviene indicar que la Resolución RTF N° 06418-3-2013, de fecha 17 de abril del 2013, fue emitida en relación con un expediente contencioso en la vía administrativo impulsado por el Banco de Comercio SA correspondiente a la determinación del Impuesto a la Renta del ejercicio 2005, ocasión en la cual dicha entidad bancaria prudentemente aceptó el reparo a los intereses en suspenso que no se habían imputado bajo el criterio del devengado.

Por su parte, la Resolución RTF N° 019712-10-2011, de fecha 29 de noviembre del 2011, resuelve una controversia correspondiente al periodo 2002. A tal efecto indica en su página 4 que al originarse los “intereses en suspenso” en la colocación de capitales efectuada por empresas del sistema financiero, éstos constituyen ingresos gravables de la tercera categoría para efectos del Impuesto a la Renta, que deben reconocerse como ingresos en el ejercicio comercial en el que se devenguen de conformidad con lo regulado en el artículo 57 de la Ley del Impuesto a la Renta, y en consecuencia, también deben considerarse en la determinación de los pagos a cuenta del impuesto en mención, toda vez que de acuerdo con el artículo 85 de la Ley del Impuesto a la Renta se consideran ingresos netos para efectos de los pagos a cuenta al total de ingresos gravables de la tercera categoría, devengados en cada mes menos las devoluciones, bonificaciones, descuentos y demás conceptos de naturaleza similar que respondan a la costumbre de la plaza.

Añade la Resolución RTF N° 019712-10-2011 que al constituir los “intereses en suspenso” ingresos gravables  de tercera categoría para efectos del Impuesto a la Renta, deben reconocerse como ingresos en el ejercicio comercial en que se devenguen, y en consecuencia deben considerarse en la determinación de los pagos a cuenta del impuesto en mención, en tal sentido, el contribuyente debió incluir lo intereses por créditos vencidos y en cobranza judicial, así como los intereses por créditos refinanciados, en la determinación de sus pagos a cuenta del Impuesto a la Renta.

A su turno, en la página 5 de la Resolución RTF N° 01970-1-2011, de fecha 18 de noviembre del 2011, respecto al periodo 2000 el Tribunal Fiscal resalta que los hechos sucedidos con anterioridad al 01 de enero del 2008 respecto de los intereses en suspenso de las empresas del sistema financiero se mantienen bajo la aplicación del criterio general del devengado.

Respecto al tratamiento a partir del 01 de enero del 2008, y tal como fue expuesto en nuestro enlace web publicado el 09 de febrero del 2009 una vez percibidos se considerarán ingreso gravable en el ejercicio correspondiente. Cabe indicar que mediante la Segunda Disposición Complementaria y Final del Decreto Legislativo N° 979, publicada el 15 de marzo del 2007, se señala que los intereses en suspenso por créditos en situación de vencidos que, en estricto cumplimiento de las disposiciones dictadas por la Superintendencia de Banca, Seguros y Administradoras de Fondos de Pensiones, se contabilizan como ingresos o rendimientos en suspenso por las empresas sistema financiero, no se consideran devengados para efectos del inciso a) del artículo 57° de la Ley del Impuesto a la Renta.

Conviene citar que en la página 4 de la Resolución RTF N° 019712-10-2011, el Tribunal Fiscal a título ilustrativo indica que el tratamiento de los intereses en suspenso fue modificado desde el 01 de enero del 2008, fecha en que entró en vigencia el Decreto Legislativo 979. Del mismo modo en la página 5 de la Resolución RTF 19170-1-2011 el Tribunal Fiscal indica que antes del Decreto Legislativo 979 no existía ninguna duda duda de interpretación respecto de los alcances del inciso a) del artículo 57 de la Ley del Impuesto a la Renta, por lo que la Segunda Disposición Complementaria Final del Decreto Legislativo 979 no es una norma aclaratoria, sino que introduce un nuevo supuesto normativo para el reconocimiento de ingresos de las entidades del sistema financiero en el caso de los intereses en suspenso.

Cabe reiterar que lo dispuesto en la aludida Segunda Disposición Complementaria y Final del Decreto Legislativo N° 979 rige a partir del 01 de enero del 2008, toda vez que dicha norma no tiene carácter de precisión. Inclusive el Tribunal niega que sea de aplicación el numeral 1 del artículo 170 del Código Tributario, puesto que no se resuelve una duda intepretativa respecto del criterio del devengado.

Alan Emilio Matos Barzola

Especialista en Derecho Tributario y en Normas Internacionales de Información Financiera

alanemiliomatosbarzola@gmail.com

Write the future & present  

Escreve o futuro eo presente

Schreibt die Zukunft und Gegenwart

Écrire le futur et le présent

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s